17 abril 2010

El pianista del gueto de Varsovia

Posted in para incultos cultivables a 8:59 PM por wenperla


Lo más duro, lo que me llena de vergüenza, lo que me estruja el alma, es cerrar este libro y leer claramente, al reverso, “Autobiografía”. Y es que por instantes, mientras recorremos estas páginas, nos obligamos a creer que estamos en brazos de la ficción para hacerlo más llevadero. Es como hacer el amor con alguien pensando en alguien más: lo que en estas páginas se escribe es realidad, es el recuento nítido y desgarrador de una vida azotada por la guerra, por la infamia, por el terror, por el hambre, por la desesperanza, por la impotencia, por la impunidad. La voz del pianista del gueto de Varsovia sólo reproduce, con alarmante fidelidad y unos recursos literarios impresionantes, lo que Wladyslaw Szpilman vivió en Varsovia de 1939 a 1945.

Es muy difícil escribir sobre este libro. En primer lugar, y todos lo sabemos, porque ya todo se ha dicho sobre la Segunda Guerra Mundial, sobre el Holocausto. Si queda algo aún por decirse, sin duda no soy yo quien tiene la última palabra. En segundo lugar, estamos hablando de un libro sobre el cual se filmó una película, y estoy segura de que a diferencia mía, muchos de ustedes la han visto ya. En tercer y último lugar, la palabra “Autobiografía” en la cuarta de forros cala en lo más profundo del lector. En lo más profundo.

He leído en este libro todos los detalles de la historia que creía conocer, y lo único que queda claro es que las barbaridades de la guerra nunca se conocen del todo. Siguen sorprendiéndonos, aterrándonos, a medida que damos vuelta a las páginas de la historia. A medida que repetimos los patrones que tarde o temprano nos llevarán al colapso, a la miseria, a la anarquía total.

No basta ni siquiera recorrer con avidez las calles de Varsovia, esa capital reconstruida sobre la nada, esa ciudad tan gris, de avenidas amplias y de rostros sombríos. No basta tampoco ir a Auschwitz-Birkenau y retorcernos de vergüenza, de terror, de tristeza, de impotencia, de incredulidad. La piedra de toque es un testimonio como éste, en primera persona, aterradoramente detallado, extraordinariamente bien escrito, para desvelar de una buena vez por todas la realidad de la guerra, las atrocidades del genocidio, el sinsentido del antisemitismo, la exacerbación de la masacre y de la aberración.

No voy a incursionar aquí en un debate sin final: aquel que gira en torno a la comunidad judía de nuestros días, a lo que pasa en la Franja de Gaza, al lobby judío de Estados Unidos. Sé también que hay quienes cuestionan la versión que tenemos de la historia, que hay quienes creen que los números de la masacre han sido inflados para sobre esas cifras justificar acciones opresoras en la actualidad. Queda claro que quien esto escribe repudia cualquier tipo de brechas y de divisiones, que lamento profundamente la realidad que los palestinos tienen que confrontar todos los días en aquellas tierras ya no tan remotas para mí, y que no creo ni en la religión, ni en la raza, y que me enfurezco también cada vez que alguien pretende minimizar los desgarradores alcances del nazismo y la ultraderecha.

El 7 de diciembre de 1970, el canciller alemán Willy Brandt viajó a Varsovia. Willy Brandt siempre fue un opositor del régimen nazi y durante los años de la ocupación se refugió en Noruega, donde trabajó como periodista y activista político. Al terminar la guerra volvió a Alemania y se unió a las filas del Partido Socialdemócrata de Alemania. El mundo entero recuerda su visita a Polonia, ya que al hallarse frente al Monumento del Levantamiento de Varsovia, no hizo sino arrodillarse y decirlo todo sin decir nada.

¿Sus palabras? “En ningún lado del mundo se ha sufrido tanto como en Polonia. La aniquilación de los judíos polacos fue lo más sanguinario que la historia haya atestiguado jamás”. Y basta leer El pianista del gueto de Varsovia para corroborarlo.  

Varsovia ya no existe. Aquí les dejo unas imágenes que recolecté ahí hace poco, con la esperanza de que puedan sentirse parte de esta aventura que me ha cambiado la vida.

5 comentarios »

  1. David said,

    Wen,
    Gracias por compartir a traves de tu blog y de una forma tan bien escrita ya no solo una resenia de un libro, de un relato, sino tus experiencias, tu credo y tu evolucion como persona.

    David

  2. Gustavo said,

    Interesante el articulo. Lo que pasa es que en esto hay mucha tela para cortar. Muchos mezclan las cosas. Escuche a alguno que otro andando por ahi diciendo ” mejor que llorar por el Holocausto que se fijen como matan al pueblo palestino”. Cuando nada tiene que ver una cosa con la otra. Los separan decenas de años. Ademas siempre que al Gobierno de Israel se le da por jugar a matar palestinos la pagamos nosotros. Los judios que vivimos aca. Porque la mayoria usa el termino “sionista” y nos mete a todos en la misma bolsa. A los judios de izquierda, de derecha, al gobierno y al pueblo de Israel, etc.

  3. Rojo said,

    Me gusto la imagen del túnel, el gusto por la música de Chopin ya lo había tenido antes de haber visto la película y está sólo vino a reafirmar aun más el gusto, la selección de las composiciones le dan ese aire de tristeza reflejado en las imágenes que capturo el director. Te la recomiendo ampliamente y a su vez leeré el libro.

    Saludos

  4. Ale said,

    Wen:
    no cabe duda de una ideología puede ser la peor catástrofe para ciertos grupos …nos impiden ver en los demás personas de carne y hueso, con derecho a la autonomía, a la dignidad, a la felicidad. Vemos enemigos, anenazas, cosas…
    Gracias por compartir tu viaje conmigo
    Un abrazo,
    Ale.

  5. Andrey's Live Travel Journal said,

    I tried to translate your blog here. It is far from the original but for the 80% it keeps the origina rhetoric. Looks like an intimate blog to me, i am not sure whether would be able to write so intimate. About your presentation today: I’ve found a russian version of Pianist, hopefully it is as nice as the original.

    Best,
    Andrei


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: